Los analistas lo predijeron y se ha ido cumpliendo: conforme se acerque la fecha de asunción de Donald Trump a la Presidencia estadounidense el peso estará bajo presión. Esta jornada financiera lo confirmó frente al dólar, pues cerró en 22 pesos.

La depreciación del peso frente al dólar será más intensa durante el primer trimestre de 2017, de acuerdo con estimaciones de las áreas de análisis de financieras como Citibanamex, Finamex y CIBanco. De hecho, en esas consideraciones no se descarta que el dólar alcance los 23 pesos por unidad.

 

“En los últimos días, ante las primeras señales de ideas proteccionistas de Trump, se complicó el comportamiento del peso mexicano”, afirma un análisis de CIBanco.

El documento agrega que las amenazas e intimidaciones a través de Twitter a empresas automotrices globales provocaron que el tipo de cambio se depreciara a máximos históricos.

“El inversionista se mantendrá nervioso en los próximos meses al considerar que será México el principal perjudicado con la Presidencia de Trump, ya que en cualquier momento pudiera ampliar sus amenazas a empresas norteamericanas con inversión en México de otros sectores. Ello provocará que el tipo de cambio pueda seguir alcanzando máximos históricos continuos en las próximas semanales”, concluye el comentario de CIBanco.

Te puede interesar: El dólar fuerte favorecerá el turismo dental

Back To Top